¿Qué es el Aprendizaje Basado en Proyectos?

El aprendizaje basado en proyectos es un enfoque pedagógico que involucra a los estudiantes en la solución de problemas y la construcción de respuestas frente a situaciones concretas y significativas, promoviendo la curiosidad, la indagación y la reflexión a lo largo del proceso. Las respuestas de los alumnos se concretan en productos o evidencias que se comparten con la comunidad, dentro o fuera de la escuela, haciendo visibles los aprendizajes logrados. 

Aunque el trabajo con proyectos es una alternativa con más de un siglo de historia, no ha sido una propuesta fácil de incorporar en las escuelas. Probablemente la mayoría hemos escuchado críticas frente a esta manera de aprender; algunos piensan que “los alumnos se divierten pero no aprenden” o cuestionan que “se pierde mucho tiempo y no se alcanza a ver todo el plan de estudios”. La mala fama que tiene este enfoque entre algunas personas es producto de malas experiencias, sin duda. Afortunadamente existe investigación científica que demuestra los beneficios que aporta el aprendizaje basado en proyectos cuando se implementa con rigor metodológico y con un acompañamiento adecuado a la etapa de desarrollo del estudiante.

Otro mito que escuchamos con frecuencia es que con este enfoque “las maestras y maestros ya no enseñan nada”. El aprendizaje basado en proyectos no niega el valor de otras formas de aprender. Siempre encontraremos momentos o contenidos que requieren una intervención directa del docente. La mediación de los educadores siempre es importante: lo que cambia es la manera en que se da esa intervención, cuidando e impulsando la construcción de autonomía del alumno, su capacidad de hacerse preguntas, para indagar, explorar y experimentar, siempre buscando que el nuevo aprendizaje tenga sentido en el mundo. 

La introducción de un enfoque de esta naturaleza no es mágica y eso puede decepcionar a las personas que desean ver resultados de forma inmediata. El aprendizaje que se produce al trabajar con proyectos resulta más profundo y tiene mayor impacto a largo plazo, cuando se trabaja con esa mirada de forma sostenida y articulada entre los docentes de un centro educativo. Cuando pienso en los cuestionamientos y críticas que hacen algunas personas a esta propuesta educativa, me pregunto si será que no alcanzan a ver los malos resultados que hemos obtenido como sociedad al insistir en metodologías o estrategias que respondían a contextos muy distintos al que hoy tenemos. Comprender el valor es metodologías más participativas y centradas en el alumno, exige de nosotros una mirada de largo plazo.

Tras varios años de conocer, analizar y acompañar experiencias educativas en diferentes contextos y niveles educativos, estoy convencido del poder que tiene el aprendizaje basado en proyectos para provocar aprendizajes auténticos, realmente significativos para nuestras niñas, niños y jóvenes.

Ernesto Pérez Castro es Candidato a Doctor en Educación y Desarrollo Humano y ha trabajado durante más de 20 años en el sector educativo. 

Actualmente, Ernesto es asesor del colegio en el ámbito pedagógico enfocado en el aprendizaje basado en proyectos.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×